M.A.C.S. Lift – Minilifting

El MACS-lift, abreviatura de “Minimal Access Cranial Suspension”, o suspensión aponeurótica profunda a través de incisiones mínimas, es una técnica de ritidectomía o lifting facial reducido ideada por los cirujanos belgas Tonnard y Verpaele y publicada en el año 2002.

El fin es conseguir, en personas con un grado de envejecimiento facial moderado, una elevación de los tejidos fláccidos de la cara con una cicatriz mucho menor que la del lifting facial convencional, siendo además la operación mucho más corta y segura para los tejidos del paciente.

De ahí el nombre coloquial de mini-lifting.

La incisión se limita al pliegue de piel situado delante de la oreja, y asciende hacia la zona de la patilla, donde la cicatriz después queda perfectamente disimulada en la línea del pelo. Desde ahí, se hace un despegamiento moderado de la piel de la cara y, mediante unos puntos de sutura, se anclan los tejidos profundos en sentido vertical, elevando así la piel de la parte superior del cuello, el ángulo de la mandíbula, y la mejilla, y atenuando el pliegue que existe entre ésta y la nariz y boca (pliegue nasogeniano).

En el esquema siguiente podemos ver que la incisión es más corta que en las técnicas tradicionales.

macs22   macs33

El resultado es un rejuvenecimiento mucho más discreto y natural, con menos riesgos y una baja laboral mucho más breve.

En ocasiones puede asociarse a liposucción de la zona del cuello y papada, para completar el efecto.

Los denominados SlupLift y Lifestyle Lift son variantes del MACS Lift ,en donde se pueden hacer aún menores incisiones en casos adecuados